sábado, junio 10, 2006

El Mundial comenzó

Los ingleses llevan semanas preparándose este día, poniendo banderas en sus coches, decorando sus casas con los colores de su país y luciendo camisetas de la selección: hoy es el debut de Inglaterra en el Mundial de Alemania frente a Paraguay.

En Inglaterra, esta competición siempre se toma muy en serio. La gente está verdaderamente ilusionada y cree que tienen posibilidades de ganar. En esta ocasión, este sentimiento se mezcla con cierta melancolía, ya que se trata de la última competición del seleccionador inglés Sven-Goran Ericsson, el carismático y personalísimo entrenador que ha proporcionado memorables triunfos al equipo durante los últimos años.

Personalmente, aunque mi interés por el fútbol es bastante moderado, siempre disfruto mucho los mundiales de fútbol. Estoy de acuerdo con Borja: encuentro en esta competición un carácter festivo y un buen rollo que no veo en otras como la Liga de Campeones, la Eurocopa o, mucho menos, las ligas nacionales.

Desgraciadamente, en esta ocasión España no parece muy bien preparada. Lo cual, bien mirado, puede ser una bendición: es frustrante partir de favoritos, como en los últimos años, para caer luego de la forma más ignominiosa contra rivales de poca monta. En realidad, no deberíamos sorprendernos por ello. Mientras que para los jugadores ingleses jugar para la selección es un honor y una parte muy importante de su carrera deportiva, para los españoles a veces parece que sea un fastidio y una distracción de su labor prioritaria: ganar dinero y cultivar su figura en el lucrativo entorno de la liga nacional. La afición inglesa es también muchísimo más calurosa (algo que cansa a quienes no somos de aquí), mientras que la española tiende a ser bastante tibia. Veremos qué tal nos va el próximo viernes.

3 comentarios:

Nacho dijo...

A por ellos, oe, a por ellos oe, a por ellos oe a por ellos eoe. (cántese con entonación de cántico futbolístico).
Saludos.

Ana (ex prestoniana) dijo...

Es una auténtica obesión lo del mundial... desde hace un mes o así ver las tiendas, coches, gente con banderas del país... y para colmo, volviendo a Madrid ayer el piloto dio la noticia: Hemos ganado el partido -- A lo que continuó el grito de los fans... No me imaginaba semejante fanatismo... cuanto menos curioso... aunque como dices tú, también algo cansino...

Di dijo...

je je je....pues a mi el mundial de futbol me ha facilitado la tarea de comprar camisetas de recuerdo para mi familia.
En que otro momento puedes comprar una camiseta que lea "England" en una ciudad tan poco turistica como Bristol? :-)

Villamota, no te nos hagas el vago y deleitanos con un post con fotos del furor futbolistico que se vive en inglaterra en este momento, porfa.....